SÍLABAS TRABADAS DE ENRIQUE CABEZÓN


 

 

 

EL ORGANISMO de Gonzalo Pérez Acha estaba programado para fallar, nuestro Gonzalito tenía fecha de caducidad, eso han dicho los médicos después de la autopsia. 38 años. Paso los días como buceando en el fondo, todos mis movimientos son torpes y lentos. El día del funeral entré en la iglesia a la que hacía años que no entraba, asistí a una misa triste, dolorosa, allí estaba toda la gente joven del barrio. También mis hermanos, cuyo dolor era por sí insoportable. No podía dejar de pensar que de existir ese Dios, su crueldad no tenía límites, es el creador de la obsolescencia planificada genética. ¿Qué otra cosa es la muerte? Dice Francisco Javier Irazoki que el triunfo consiste en no haber herido. Dios es un fracaso según esa tesis.

 

 

 

Enrique Cabezón

Sílabas Trabadas

 

La cabaña del loco

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.